PÁGINA OFICIAL DEL REAL VALLADOLID

Las cookies nos permiten ofrecer nuestros servicios. Al utilizar nuestros servicios, si continua navegando, aceptas el uso que hacemos de las cookies.
Leer política de cookies

  • Una fiesta de Primera

Una fiesta de Primera

Zorrilla acogió una nueva comunión entre equipo y afición para festejar la permanencia

Sábado, 18 de Mayo de 2019 - 20:24

El estadio José Zorrilla vistió este sábado sus mejores galas. La ocasión así lo merecía. Tocaba festejar el hito cosechado el pasado fin de semana en Vallecas: una permanencia histórica. Y vaya que si se hizo. Primero en la Pucela Fan Zone, donde desde las 13,15 horas, los aficionados blanquivioleta se agolparon para calentar motores e inaugurar la jornada festiva…

Después, ya en el estadio los fieles vallisoletanos desplegaron sus bufandas y cantaron el himno a capela en los instantes previos al choque. Anteriormente, los aficionados valencianistas animaron a los locales con un guiño a la hazaña vallisoletana. “¡Pucela es de Primera!”, cantaban los hinchas che, ante lo que los aficionados respondieron con agradecidos aplausos.

Con el pitido inicial, los cánticos se sucedieron de forma atronadora, lo que espoleó a los futbolistas, quienes dominaron por momentos al Valencia, aunque un gol en la primera parte del conjunto che y otro en la segunda parte privaron a los vallisoletanos de regalar un nuevo triunfo a la hinchada.

Poco importó, dado que nada ni nadie iban a empañar la fiesta blanquivioleta y la despedida de Borja Fernández, quien disputó su último encuentro como futbolista profesional. Fue vitoreado por la afición y todos sus compañeros se juntaron en el minuto ochenta y en el centro del campo, su hábitat natural, para despedirle antes de ser sustituido por Calero.

Un instante entrañable que encoraginó a los aficionados, ya inmersos en “modo celebración on” mediante una ola que definitivamente echó el cierre al partido y dio el pistoletazo de salida al tributo per se. Primero los jugadores dieron el paseíllo de honor al coso blanquivioleta, escenario de grandes gestas. Más agasajos para un grupo que merced a su unión y tesón certificó la salvación a una semana para la conclusión del curso 2018-2019.

Tras la vuelta de reconocimiento, llegó el turno de la ovación individual. Los presentadores, Sergio Encinas y Fran El Chavo, fueron introduciéndoles uno a uno haciendo alarde de su vis cómica. Cada jugador recibió su homenaje antes de que Sergio González y Javi Moyano regalasen a la afición y sus compañeros sentidas palabras de agradecimiento.

Discursos que precedieron a un homenaje sorpresa a Borja Fernández. Ronaldo le entregó una camiseta conmemorativa y, a posteriori, se proyectó por el video marcador un emotivo vídeo que resumió su legendaria impronta con el Real Valladolid, jalonada en tres etapas y 220 partidos oficiales.

El orensano, como no, se emocionó e invitó a su familia al escenario en el que estaban todos sus compañeros, quienes no dudaron en llamarle “abuelo” una vez más. “Poco hay que decir. Todo esto es muy bonito después de todos estos años”, declaró Borja para ceder después el micrófono al presidente. Ronaldo realizó un aviso para navegantes escueto, pero ilusionante: “El año que viene vamos a hacer mucho más y mejor. Gracias afición”.

A renglón seguido, el respetable disfrutó de otro vídeo en el que, al ritmo del “Nothing Else Matters” de Metallica, se resumió una temporada excelsa, la cual se clausuró con una foto de familia de toda la plantilla con confeti y artificios para dotar de aún más colorido si cabe a una jornada cincelada para celebrar que “Pucela Es De Primera”.

Muchas gracias a todos.

Etiquetas de la noticia:

Afición

Estadio José Zorrilla

Primera

Festejos

‹ Volver al listado noticias