PÁGINA OFICIAL DEL REAL VALLADOLID

Las cookies nos permiten ofrecer nuestros servicios. Al utilizar nuestros servicios, si continua navegando, aceptas el uso que hacemos de las cookies.
Leer política de cookies

1-1: Igualdad en el campo, tablas en el marcador

El golazo de Hervías adelantó al Real Valladolid pero, en el tramo final, Osasuna logró empatar y truncar que Zorrilla reabriese con tres puntos

Domingo, 15 de Septiembre de 2019 - 20:31

Real Valladolid y Osasuna repartieron puntos en el partido de la cuarta jornada, el primero del curso en un remozado Estadio José Zorrilla. Un partido de tú a tú, con fuerzas parejas y ocasiones para ambos que, sin embargo, deja un sabor amargo ya que fueron los locales quienes se adelantaron gracias a un golazo de Hervías.

El Pucela salió a mandar en los primeros minutos. Hacía daño por las bandas y desde el minuto uno generó peligro en la portería rival. El Osasuna supo aguantar para asumir después las riendas en esta especie de turnismo en el que se convirtió el encuentro. El palo repelió un despeje de Salisu que bien pudo valer el 0-1, y después Brandon a punto estuvo de marcar. El disparo lejano de Chimy Ávila en el minuto 20 dejó paso al turno del Real Valladolid, que en un par de acercamientos pudo anotar. No obstante, la más clara llegó en el 36' y fue para los rojillos: tras una parada de Masip a disparo de Roberto Torres el balón quedó muerto dentro del área y Ávila lo enganchó de volea, pero se marchó fuera por muy poco.

 

Hervías reaparece con golazo
En la segunda mitad fue mayor la sensación de peligro que la realidad. Salvo una, en el minuto 48, que Zorrilla cantó como gol en un remate de cabeza de Guardiola tras centro preciso de Ünal. La fortuna fue esquiva y quiso que el balón no encontrase puerta.

Sergio González movió el banquillo en el 62' con la entrada de Alcaraz y Hervías; y este último, el riojano, que aparecía después de una lesión de larga duración que lo mantuvo apartado del verde desde casi la mitad de la pasada campaña, fue el encargado de poner en pie a la afición tres minutos después. Desde lejos, con un libre indirecto que evocó a aquel que dio acceso a los playoff hace dos temporadas -solo que en la otra portería-, el jugador ensayó una parábola perfecta que supuso el 1-0.

Apretó el equipo visitante y al final su insistencia castigó a los blanquivioletas. En el 81' Ibáñez conectó dentro del área con un centro raso desde el lateral para hacer las tablas, que serían definitivas gracias, también, a una intervención prodigiosa de Masip en el tiempo de añadido.

El Real Valladolid cuenta con cinco puntos en su casillero antes de afrontar, el próximo día 21 de septiembre, a las 13 horas, la visita al Villarreal en el partido correspondiente a la quinta jornada liguera.

Etiquetas de la noticia:

Osasuna

‹ Volver al listado noticias