Icono chat Chat
Skip to main content

Éxtasis y victoria frente al ataque de los clones

Abel Resino considera que el triunfo sobre la bocina es un premio a la fe y a la ilusión, y una recompensa a una afición fantástica

Ya lo había avisado en la previa y no se equivocó un ápice. Abel Resino calificó a los jugadores del filial azulgrana como unos clones del primer equipo. Así lo demostraron sobre el césped y pusieron al Pucela las cosas difíciles, muy difíciles, sobre el cuidado terreno de juego de Zorrilla. "Los dos queríamos ir a por el partido y ellos han demostrado que juegan de manera extraordinaria al fútbol. El triunfo ha sido un premio a la fe y a la ilusión, así como una recompensa a una afición fantástica que ha tenido paciencia hasta el final".

El de Velada se lamentó del penalti desaprovechado justo antes del empate a uno, que llegó en una jugada desafortunada con Baraja como protagonista. "Ahí el partido se ha roto. Los dos equipos hemos ido al ataque y, al final, hemos conseguido ganar. Los dos goles de Guerra han llegado con dos muy buenos centros".

Como excepcional portero que fue, Abel Resino valoró la aportación de Javi Jiménez, un cancerbero que se mostró muy acertado cuando fue menester, no solo bajo los palos sino también ejerciendo como libre de la defensa. "Javi va creciendo, ha tenido una actuación sobresaliente. Ya dije en su día que es un activo muy importante para el Real Valladolid".

Luis Enrique, satisfecho con los suyos
El técnico azulgrana felicitó a sus jugadores por el buen partido realizado y se lamentó de no haber sumado algún punto. "La valoración es muy positiva. Hemos plantado cara a uno de los equipos más en forma de la Liga con nuestro estilo, con ambición, con ganas de jugar al fútbol. Al final nos han ganado en un despiste individual, pero el fútbol es un juego de errores".

Fotografía superior: Abel vivió el partido con intensidad en la banda.

35923592i__entrenadores.jpg
Abel y Luis Enrique se saludaron cariñosamente antes de comenzar el encuentro.