NOTICIAS

77-76: Mejoría sin suerte sobre la bocina

El cuadro vallisoletano mejoró en defensa, pero cayó en la cancha del Cáceres Patrimonio de la Humanidad después de no anotar en la posesión final

25/09/2021 23:55

Derrota en los últimos instantes del UEMC Real Valladolid Baloncesto. El cuadro vallisoletano mejoró en defensa, pero cayó en la cancha del Cáceres Patrimonio de la Humanidad después de no anotar en la posesión final. A pesar de la derrota, el equipo de Roberto González firmó una seria actuación en la que también participaron Melwin Pantzar y Juan García-Abril, quienes se estrenaron este curso después de superar sendas lesiones.

En el Multiusos de Cáceres, Roberto González apostó por un quinteto novedoso y le dio la titularidad a Melwin Pantzar, ya recuperado y disputando sus primeros minutos del curso. Bajo la batuta del base sueco, el cuadro visitante no tardó en hacerse con el mando del partido a base de frenar las ofensivas cacereñas. El alto nivel defensivo permitió al Pucela hacerse con las primeras rentas (6-9) merced a la buena actuación que estaba firmando Justin Tafari Raffington (seis puntos en el primer cuarto), aunque el bajo porcentaje de acierto evitó que los blanquivioleta pusieran tierra de por medio.

Los vallisoletanos, que circulaban bien el balón, pero no atinaban desde la larga distancia y se atascaron en ataque, circunstancia que aprovechó el Cáceres Patrimonio de la Humanidad para acortar distancias y cerrar el periodo inaugural a tan solo un punto de diferencia (14-15).

Penalizados por la falta de acierto, los blanquivioleta comenzaron a sufrir contra el juego interior del cuadro verdinegro, que se hizo con máxima a su favor de cinco puntos (20-15). A partir de ahí, las torres del UEMC Real Valladolid Baloncesto mejoraron y respondieron con varias canastas consecutivas de Tafari y De la Fuente (13 y siete puntos en la primera parte, respectivamente), quienes encontraron en el tiro libre (15/23 del Pucela al descanso) los tantos que no llegaban desde otras zonas.

Conforme avanzaba el partido, el Pucela se crecía en defensa y logró dar la vuelta al marcador (32-34) con un gran contraataque culminado por Melwin Pantzar y que obligó a Roberto Blanco a solicitar un tiempo muerto. A pesar del arreón foráneo, sin embargo, las tornas se mantuvieron equilibradas al descanso (38-39).

Cruel final
En la primera mitad el Pucela había recuperado el tono defensivo que demanda Roberto González, aunque a los pucelanos aún les quedaba por afinar la puntería para dar un golpe sobre la mesa (2/12 en triples). Los 13 puntos y ocho rebotes de Justin Tafari Raffington le convertían en el jugador más destacado hasta el momento, aunque al pívot alemán se le sumaron las aportaciones de Sergio de la Fuente y Melwin Pantzar en la segunda mitad.

Tras el paso por vestuarios, no obstante, el atasco ofensivo siguió diezmando al UEMC Real Valladolid Baloncesto. Con Juan García-Abril sobre el parqué y debutando este curso, el cuadro pucelano ya estaba casi al completo y contaba con una mayor profundidad de banquillo, factor que fue clave conforme avanzaba el encuentro. Los blanquivioleta, eso sí, continuaron con dificultades para anotar y encadenaron cinco minutos sin sumar un solo punto. Pero el tiempo muerto que solicitó Roberto González acabó con el letargo blanquivioleta (46-39).

La pizarra del técnico de Carpio surtió efecto de forma inmediata. Una canasta desde la larga distancia de Jordy Kuiper cortó la sequía, evitó que los locales abrieran brecha y despertó a los castellanos. El triple abrió la veda y fue seguido de uno más del interior neerlandés y otro de Sergio de la Fuente, lo cual sirvió para que los vallisoletanos encarasen el último asalto a tiro de los locales (57-54).

El UEMC Real Valladolid Baloncesto había superado sus peores momentos y afrontaba los últimos diez minutos con una inercia positiva que ratificaron Sergio de la Fuente y Melwin Pantzar con un triple y un ‘dos más uno’, respectivamente. Los castellanos ‘culminaban’ momentáneamente la remontada y se ponían por delante (67-70) a falta de cuatro minutos, aunque los pupilos de Roberto Blanco no habían dicho su última palabra.

El cuadro extremeño, combativo como acostumbra, respondió con un parcial de 5-0 que frenó Roberto González con un nuevo tiempo muerto. Tras la arenga del técnico, Tafari y Pantzar dieron oxígeno al Pucela, aunque el partido continuó en el alambre hasta la última posesión. A falta de 17 segundos, los visitantes estaban uno abajo (77-76) y con posesión, pero finalmente no lograron anotar y la buena labor defensiva de los verdinegros puso punto y final al quinto ensayo de la pretemporada.

Con mejoría defensiva pero sin suerte al final, el UEMC Real Valladolid Baloncesto continúa con su puesta a punto con buenas noticias en cuanto a su plantilla. Al regreso de Melwin Pantzar y Juan García-Abril se suma la llegada de Kavion Pippen, quien se ejercitará con el equipo desde el lunes.

  • Ficha técnica:

 (77) Cáceres Patrimonio de la Humanidad: Jorge Sanz (5), Devin Schmidt (14), Julen Olaizola (4), Romaric Belemene (6), Slavica (12) -quinteto inicial-. También jugaron: Chacón (0), Mateo Díaz (17), Santos (-), Lobo (6), Duke (0), Toledo (5) y Mbala (8).

(76) UEMC Real Valladolid Baloncesto: Melwin Pantzar (15), Jaan Puidet (3), Sylvester Berg Pedersen (5), Jordy Kuiper (6), Justin Tafari Raffington (17) -quinteto inicial-. También jugaron: Alec Wintering (10), Fernando Revilla Val (0), Juan García-Abril (0), Íñigo Mayorga (2), Davis Geks (0), Sergio de la Fuente (18) y Guillermo Raposo (-).

Parciales: 14-15 24-24 (38-39 al descanso), 19-15 (57-54), 20-22 (77-76 final).

Incidencias: Partido correspondiente al XXVIII Trofeo "Cáceres Patrimonio de la Humanidad", disputado en el Pabellón Multiusos Ciudad de Cáceres el sábado 25 de septiembre ante cerca de 200 espectadores.

 

Se habla de: Real Valladolid Baloncesto, Crónica, Pretemporada, Cáceres Patrimonio de la Humanidad